Ventajas de dominar el inglés al trabajar en el sector turismo

En un mundo tan globalizado, es casi imposible que para la comunicación, los negocios y el acceso a la información dejemos de conocer y dominar los idiomas. Cuando hablas la lengua nativa de un determinado lugar, estas abriendo tus posibilidades para un mejor desarrollo profesional e individual. Es por ello que muchas familias ponen vital atención al aprendizaje del inglés desde niños a muy temprana edad recurriendo a empresas como Kids&us, donde enseñan el idioma desde un año, hasta los 18. Cuando los anglais enfants, como ellos denominan a sus estudiantes, han crecido con el inglés como parte de su vida, sus posibilidades de un mejor desempeño en cualquier sector, aumenta en comparación a las personas de su entorno.

Aprender un nuevo idioma es una actividad que requiere esfuerzo, tiempo dedicación y disciplina, a lo que muchos estudios aseguran que el aprendizaje de una segunda o tercera lengua tiene un mejor resultado si se hace desde la niñez. Estos estudios también afirman que una persona que sólo habla un idioma es más susceptible a distracciones, mientras que esto no sucede en quienes hablan dos o más idiomas. Hablar y dominar mejor mas de un idioma apertura la mentalidad hacia una nueva cultura y forma de vida, pudiendo entender las vivencias y costumbres de otro país y permite incursionar en el negocio del turismo con mayor facilidad.

En el sector del turismo, mientras más competencia tenga un empleado en comparación a los demás, sus posibilidades de conseguir un mejor puesto de trabajo se ven incrementadas. Muchas empresas buscan candidatos que dominen idiomas extranjeros, principalmente el inglés para hacer crecer el mercado, los clientes y mejorar las oportunidades de negocios, entre otros.

Dentro de las ventajas de dominar el inglés en el ámbito profesional, se pueden mencionar numerosas oportunidades de trabajo, la independencia de visitar y explorar otros países, así como un alto nivel cultural.

Los latinoamericanos tienden a buscar aprender nuevos idiomas además del inglés, entre ellos el francés, alemán, ruso, portugués, italiano y algunos asiáticos como el japonés, cantonés y mandarín. Esto generalmente viene como un valor agregado, donde se pueden apreciar muchos beneficios a nivel profesional y personal. Las personas políglotas pueden comunicarse con una mayor asertividad, mejora sus habilidades cognitivas, regula las emociones y tiene un mejor desarrollo de la capacidad cerebral. Al ser políglota, el cerebro reconoce, asocia significados y comunica los mismos en diferentes sistemas del lenguaje.

Los multilingües son muy hábiles para cambiar entre los diferentes sistemas de escritura y habla; algunos estudios han demostrado que aquellos adultos que hablan dos o más idiomas tienen una posibilidad menor de adquirir demencia o Alzheimer pues están ejercitando el cerebro aprendiendo nuevos idiomas y por ende, mejorando automáticamente los niveles de percepción. Quienes dominan dos lenguas desde la infancia tienen una mejor flexibilidad cognitiva, lo que significa que tienen una mayor facilidad para adaptarse a una situación inesperada o nueva, contrario a quienes hablan solo un idioma.

Deja un comentario